La actualidad española es cada día que pasa más caótica

febrero 26, 2013
Unas cuantas líneas para comentar algunas noticias de este universo caótico que estamos viviendo los últimos días. 
En condiciones normales le dedicaría todo un post a cada una de estas noticias, pero el hastío, las náusea que me provoca comprobar que día a día los gobiernos se dedican única y exclusivamente a mantener a salvo su casta, sus sectas y el status de aves de rapiña que les ha otorgado el resto de la sociedad con sus votos de modo incomprensible, me mueve a pasar cada día más de todo. 
Comenzaremos por Bárcenas. Por fin ya nos hemos enterado, tras su declaración ante el juez, de dónde sacó toda la pasta que tenía ahorrada en Suiza. Obtuvo su gran fortuna con los cuadros. Fue un crack en el negocio y se hizo con un montón de dinero. La conclusión más clara que saco es que Rajoy se equivocó totalmente al nombrar ministro de Economía. Bárcenas hubiera sido el candidato ideal. Si hubiera llevado las riendas económicas de España con el mismo empeño que el que empleó para amasar su ingente fortuna, ahora mismo seríamos unos potentados. 
Sigo sin creerme nada de lo que dijo y me extraña mucho que se gane tanta pasta sólo con los cuadros, pero  ya el juez tendrá que decidir. De momento Bárcenas tendrá que buscarse estaciones de esquí en España porque ya le han retirado su pasaporte. No obstante se ha vuelto a rizar el rizo del surrealismo en este asunto porque mientras algunos dirigentes del PP estudian, se deciden o toman la iniciativa para querellarse con el ex tesorero, éste los ha denunciado a ellos por despido improcedente.
Italia es un país muy parecido a España. De hecho, para su desgracia, buena parte de la península transalpina estuvo bajo el dominio español durante un buen periodo de tiempo siglos atrás.
Berlusconi y Beppe Grillo han puesto la guinda al pastel electoral y han configurado un panorama político difícilmente manejable. Los italianos han dicho alto y claro que están ya cansados de la política rastrera tradicional y que no hace más que empobrecerlos y reducirles la calidad de vida y, pasando de las castas, se han echado en manos de gente que quieren destruír el sistema desde dentro. Aquí deberían tomar nota cuanto antes porque estamos a un paso de llegar a lo mismo.
Aquí el PP y el PSOE están acumulando todas las papeletas para quedarse en algunos años como formaciones extraparlamentarias a no ser que empiecen a pensar en sus votantes y en los ciudadanos. El día que cualquiera de las dos acabe en nada, será un día glorioso para todos los españoles y empezaremos a ver  otra cosa, que no sé si será mejor o peor, pero si diferente a la dictadura feudal que tienen organizada con la corrupción como única meta, por mucho que digan que quieren combatirla.

Y lo del PSC, apéndice del PSOE en Cataluña, es para hacérselo mirar. Están a favor del derecho a decidir, pero decidirán que no. Es algo así como exiges el derecho a decidir de qué color pistas una pared y cuando te lo conceden, dices que no quieres pintarla. Todo muy coherente.

Los días, los meses y los años pasan y sólo tenemos más paro, más pobreza, más miseria y más depresión sin que los que deberían resolver estos problemas muevan ni un sólo dedo por resolverlos. Sólo mueven los dedos para contar los billetes que nos extraen sistemáticamente de nuestros bolsillos.
La imagen pertenece a una obra del pintor surrealista ruso Vladimir Kush.

La Barcenización de España

enero 31, 2013
No pasa un día sin que un caso de corrupción presida los titulares de la prensa en España. Reconozco que hay días que paso ya tanto que me da igual. Lo sorprendente algunas jornadas es que no aparezca alguno y los periodistas tengan que centrarse en alguna gesta deportiva o en un guerra perdida de la que ya nadie se acuerda.
En la edición de hoy de El País, aparecen unos listados de apuntes que aseguran que pertenecen al libro de contabilidad del Partido Popular, en los que se reflejan pagos a altos dirigentes del partido, incluído Mariano Rajoy.
Lo mires por donde lo mires, el escándalo es de proporciones inimaginables y, ante ello, o bien el Partido Popular demuestra la falsedad de tales afirmaciones y garantiza la plena inocencia de sus cargos o se largan todos a casa por corruptos y mezquinos.
Con cualquier nuevo caso de corrupción de la casta política que tiene secuestrada la democracia en España desde la Edad Media, decimos lo mismo y no pasa nada. Todos se van de rositas bien por la magnanimidad de los jueces que ellos mismos designan o por los servicios especiales del comando del indulto que suelen utilizar en última instancia si algún juez honesto osa incomodar a alguna sanguijuela del lodazal de corrupción en el que se ha convertido la política en este país olvidado y sufriente.
Supongo que ahora se sucederán las declaraciones de unos y de otros argumentando que o bien no sabían nada o que son inocentes o que patatín o patatán. 
No sé qué pensarás tú, pero yo creo que no podemos continuar por mucho tiempo más en esta diabólica espiral de corrupción de la casta política. Seguro que muchos políticos alegarán que ellos son inocentes y bla, bla, pero son tan culpables como los corruptos al no haber defendido la división de poderes, las reforma de la Ley electoral y el apuntalamiento de un régimen feudal con la defensa a ultranza de leyes injustas, ordenanzas tercermundistas y aplicaciones legales que son la envidia de los dictadurzuelos de cualquier república bananera similar a la nuestra.
Hace tiempo alguien que no recuerdo, defendía que España se enfrentaba a una suerte de balcanización por la fragmentación de algunas regiones del Estado. No estoy de acuerdo con ello. España está en plena Barcenización que está empobreciendo cada día más a todos los ciudadanos honrados y enriqueciendo a una casta de corruptos de todo pelaje y condición, Hemos llegado ya a una especie de mafia de corrupción que lo domina todo en nuestro país y, de momento, no tengo ninguna sensación que me mueva al optimismo.
Un día es Bárcenas, otro Urdangarín, otro el PP, otro el PSOE, otro CiU, otro Coalición Canaria y la fetidez no cesa. ¿Hasta cuando vamos a tener que soportarlo los ciudadanos decentes?
Tan culpable es uno que roba como el que permite que roba votando disposiciones injustas que defienden la corrupción. 
La tarde y la semana todavía son jóvenes y seguramente el caso de Bárcenas dé mucho más juego en las próximas horas, días y semanas. 
La imagen la encontré en Google Images.