F1: G. P. de Hungría. Webber consigue la victoria y Vettel patalea.

agosto 1, 2010
“No es justo que no haya ganado yo”. Con estas palabras de saber perder, confirmaba Sebastian Vettel que no era su día. Y es que no siempre se puede ganar, por muy RB6 que ponga en tu chasis y más mediando Safety Car de por medio. También ha ganado Hamilton un mundial ayudado por la FIA y su papi blanco Ron Dennis. ¿Eso es justo?.

Los 11 segundos que lo aventajaban con respecto a Webber y Alonso tras la salida fueron neutralizados con la llegada del coche de seguridad. Hecho que aprovecharon todos para cambiar gomas, todos menos uno, quedando relegado Vettel al segundo puesto tras el asturiano mediando la bandera amarilla en pista. Al apagarse las luces del coche de seguridad (Vettel dice que no sabía que el coche iba a entrar al box, pero creo que es evidente que cuando se apagan las luces entra y tuvo un minuto y medio para verlo), el alemán tapona a los seguidores para que Webber pueda sacar una distancia prudente y entrar a hacer su cambio de compuesto. Listillo es el muchacho pero no es Hamilton, por tanto olía a sanción.

Le sale de maravilla, con una salvedad: los comisarios detectan su maniobra ilegal y lo penalizan con una pasadita por el box, la que cumple pataleando y lo relega al tercer puesto, detrás del F10. A partir de ahí, surge la primera incógnita:

¿Por qué el coche de Webber aguanta 42 vueltas con un compuesto que supuestamente no dura más de 20? No me negarán que la paradoja tiene cierto intríngulis. Sabemos que los nuevos compuestos blandos son más resistentes pero, ¿Tanto como para aguantar más de media carrera?. Yo tengo mis sospechas y apuntan a la suspensión, pero soy consciente de que la FIA ya ha decidido qué equipo debe ganar en la presente campaña y por tanto no se va a investigar.

La segunda duda me surge cuando veo un RB6 con misiles por propulsión que no es capaz de adelantar a un F10 más lento. ¿Talento del perseguido o falta de mordiente del perseguidor?, ¿la eficacia de Sebastian Vettel está limitada a ser el mejor descerebrado de la parrilla?, no… hoy lo ha superado Schumacher que casi manda a Barrichello a la uvi con un “empujocito” contra el muro. Y si hablamos de malos modales ya conocemos a Felipe Massa.

En definitiva, Mark Webber con un compuesto blando (ya nos explicarán qué narices de blando es eso) sacando distancia para entrar al box y volver a salir recuperando la plaza. Cinco vueltas más tarde ya era lider en solitario a 10 segundos (a ver cómo se come eso) y Vettel intentando, sin demasiada fortuna, pasar a Alonso.

A todo esto, un McLaren retirado, el de nuestro querido Lewis que ha visto la carrera desde el muro, junto a Jaime Alguersuari que rompió motor en las primeras vueltas. Button buscando setas por algún recóndito lugar de Hungaroring. De la Rosa por delante del inglés en una carrera que le ha salido a pedir de boca y un neumático organizando el caos en boxes. ¿Dónde está aquél que eliminó los anclajes de seguridad para que no ocurran estas cosas?.

Para finalizar. Tediosa carrera que no nos ha mostrado nada nuevo, salvo que si se podía mejorar algo en el RB6, se ha hecho. Inalcanzable. Pequeño recorte de puntos para Fernando Alonso en un segundo puesto que bien vale una victoria en Hungría, dado el alto nivel del rival más directo. Y parón veraniego de tres semanitas para descansar y pensar en esto:

-Si cada vez que McLaren o Ferrari mejoran en algo, Red Bull los patea en el culo, el Mundial ha terminado-. Recemos para que no sea así.

Estuvimos con el equipo de EFTomás en http://f1sinfrenos.com. Donde lo dejamos registrado en formato Podcast. Nos vemos a finales de agosto, tengan ustedes unas felices y desestresantes vacaciones aquel que las tenga. Seguramente la crisis no se haya marchado para cuando vuelvan de su destino vacacional pero seguro que podremos afrontarlo algo más relajados. Eso sí, precaución al volante que, sudar gasolina ya lo hacen los 24 protagonistas del Gran Circo.

Primero. Mark Webber. Red Bull.
Segundo. Fernando Alonso. Ferrari.
Tercero. Sebastian Vettel. Red Bull.

Lo Mejor:

– El comentario de Rubens Barrichello con respecto al incidente con el Kaiser: “Si te tiras tres años fuera de la F1 y vuelves para ésto… mejor no vuelvas”.

Una rueda volando en el box y no hubo que lamentar daños personales.

La cara de Vettel en la rueda de prensa. Chaval, ésto es un deporte… a veces se gana, otras no.

Lo Peor:

Si Schumi se acerca 2 centímetros más al Williams del brasileiro, estaríamos ahora temiendo por su vida. No se pueden permitir estos actos que violan la integridad de los pilotos.

Hay algo sospechoso en ese RB6 y me da que no es legal. Pasividad en la FIA ante la evidencia, como es normal.

Aunque hoy vino bien, no nos gusta ver un Safety Car en pista nunca.

Jorge Arias

Anuncios